Noticias


Prevén revertir esterilidad que causan terapias contra el cáncer durante la niñez

Cuando un hombre se entera de que tiene cáncer, puede congelar su esperma antes de la quimioterapia, probable causante de esterilidad. Sin embargo, antes de la pubertad, los niños no tienen ningún esperma, así que 30 por ciento de ellos serán infértiles debido a los tratamientos contra esa enfermedad.

Investigadores llevan años intentando superar ese problema con la idea siguiente: extraer tejido testicular no desarrollado antes de que la quimioterapia o la radioterapia produzcan sus efectos tóxicos, congelarlo durante años e injertarlo en el paciente en la adolescencia, con la esperanza de que sea capaz de producir esperma normal en la pubertad.

Tres experimentos llevados a cabo en monos desde 2000 mostraron que la espermatogénesis podía funcionar con esos injertos de tejidos extraídos antes de la pubertad. Sin embargo, ninguna prueba había llegado hasta el nacimiento de un bebé.

Un equipo dirigido por un biólogo de la Universidad de Pittsburgh anunció el jueves pasado haber logrado franquear esa etapa y hacer nacer, mediante esa técnica y una fecundación in vitro, una hembra de macaco llamada Grady, en abril de 2018. Su estudio se publica en la revista Science.

El experimento muestra que la idea de conservar tejido testicular inmaduro para ayudar a los niños que tuvieron cáncer a ser padres es creíble. Para las niñas, varios estudios se centran en el injerto de tejido ovárico.

Uso clínico, en dos a cinco años

En Pittsburgh, 206 niños y 41 niñas tratados por cáncer han hecho congelar sus tejidos desde 2011 con la esperanza de que esa técnica esté disponible algún día, explicó Kyle Orwig, profesor de la Universidad de Pittsburgh y autor principal del estudio.

«Creo que la tecnología estará disponible para su uso clínico en un plazo de dos a cinco años», señaló. Precisó que ya se habían entablado conversaciones con los reguladores del sector médico.

En el plano metodológico, Afp señaló, sin embargo, un problema relacionado con el estudio, que llevó a los editores de Science a plantearse la posibilidad de pedir una corrección a los autores.

Los cinco monos del experimento fueron sometidos a una quimioterapia, pero ese tratamiento no los volvió estériles, reconoció Orwig.

Los monos eran infértiles en el momento de los injertos solamente porque habían sido castrados, lo cual es, según los autores, el procedimiento estándar para este tipo de estudios.

Pero, aunque el tratamiento con quimioterapia no se menciona en el estudio publicado por Science, Orwig habló de él en entrevistas y un video de la universidad, lo cual puede dar la falsa impresión de que los macacos se volvieron estériles debido a ese tratamiento contra el cáncer.

Consultado por Afp sobre esa diferencia entre el artículo científico y su comunicación pública, el investigador contestó que eso no cambiaba nada respecto del éxito del experimento, ya que el espermatozoide utilizado para el nacimiento de Grady procedía del tejido injertado.

«Se me olvidó que habíamos decidido no mencionar la quimioterapia en el estudio, porque pensábamos que no era pertinente para el experimento, y que eso no tenía ningún impacto sobre el resultado», afirmó Orwig.

«Es irrelevante» para el resultado, sostuvo Stefan Schlatt, autor de un editorial sobre el estudio en Science. «Pero habría sido más honesto y correcto científicamente mencionar todos los tratamientos en el manuscrito».

Como norma general, los investigadores indican los cambios de protocolo, aunque sean mínimos, en los artículos científicos.

 

 

Ver más

Combaten cáncer con tecnología

Como parte de un taller a médicos residentes, especialistas del Instituto Jalisciense de Cancerología (IJC) utilizaron equipo de alta tecnología (gammacámara) para detectar cáncer de ganglio en una cirugía en la que se extirpó un tumor maligno de mama.

En un comunicado, se resaltó que el titular del turno matutino de la Clínica de Mama del IJC, Benjamín Aarón Cárdenas Zavala, señaló que el procedimiento innovador fue en una cirugía conservadora que empleó el radiotrazador de ganglio centinela con un seguimiento en vivo, es decir, que se aplicó un medio de contraste radiológico. Habitualmente, la aplicación de este medio se lleva a cabo de manera externa y los pacientes llegan con una radiografía impresa donde se refleja la afectación.

“Se puede utilizar para cáncer cérvicouterino, melanoma o de endometrio”.

El oncólogo acentuó que dicha tecnología permite estar seguro de que el ganglio o ganglios que se retiraron eran los afectados y, en el caso del cáncer de mama, beneficia al paciente al disminuir complicaciones o molestias después de una cirugía.

 

Ver más

Cada año se diagnostican 300 mil nuevos casos de cáncer infantil: OMS

El cáncer infantil, una de las caras más terribles de esta enfermedad, es una de las principales causas de mortalidad entre niños y adolescentes en el mundo, donde cada año se diagnostican 300 mil nuevos casos de este tipo, de acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Con la idea de concientizar sobre la importancia de un diagnóstico temprano y un tratamiento inmediato, en 2001 se instituyó en Luxemburgo el 15 de febrero como Día Internacional Contra el Cáncer Infantil.

La conmemoración creada por la Organización Internacional de Cáncer Infantil, una red de 177 organizaciones nacionales de padres de niños con cáncer en 90 países, tiene la premisa de que todo menor que la padezca merece la mejor atención médica y sicológica sin importar país, raza, estatus económico o clase social.

Los tipos más comunes de cáncer en niños y adolescentes son: la leucemia (linfobástica aguda, mieloide o granulocítica aguda y mieloide crónica con 30 por ciento), los tumores del sistema nervioso central (que se clasifican y denominan por el tipo de tejido en el cual se desarrollan), y los linfomas (de Hodgkin y no Hodgkin).

Además de hay varios tipos tumorales que se dan casi exclusivamente en los niños, como los neuroblastomas, los nefroblastomas o tumor de Wilms, los meduloblastomas y los retinoblastomas.

Se tiene la creencia de que la mayoría de los cánceres en los niños surgen como resultado de mutaciones en sus genes como sucede con los adultos.

Sin embargo, en los adultos las mutaciones genéticas ocurren a menudo por la exposición a factores ambientales. Pero, en el caso de los menores, es difícil establecer una serie de causas que justifiquen su aparición.

Hasta la fecha, se han identificado pocos factores de riesgo como las radiaciones ionizantes y la toma de la hormona dietilestilbestrol durante el embarazo.

Mientras que virus como el de Epstein-Barr, de la hepatitis B, del herpes o el de Inmunodeficiencia Humana pueden incrementar el riesgo de padecer determinados cánceres infantiles. Algunos casos también guardan relación con la constitución genética.

Las campañas para la detección precoz de la enfermedad hablan de signos y síntomas de sospecha como son sangrados anormales, moretones, dolores de cabeza, fatiga o cansancio, bolitas en el cuerpo, fiebre, fiebre permanente o constante que no puede ser asociada a un proceso infeccioso.

Sin embargo, la mayoría de los cánceres infantiles inicialmente presentan signos y síntomas inespecíficos, lo que puede hacer que se detecten en fases ya avanzadas.

En los países de ingresos altos, donde los niños suelen estar sometidos a una estrecha vigilancia tanto médica como parental, las posibilidades de una detección precoz son mucho más elevadas. En estas naciones 80 por ciento de los infantes son tratados y curados.

En Europa, más de 15 mil niños y adolescentes son diagnosticados con cáncer cada año, de los cuales tres mil mueren a causa de la enfermedad.

Sin embargo, en las naciones con ingresos medios y bajos la tasa de supervivencia es de 20 por ciento, lo que significa que los niños son cuatro veces más propensos a morir por esta enfermedad.

Esta situación se debe a que no es detectado a tiempo; hay dificultades para acceder a la atención sanitaria; los altos costos obligan a abandonar los tratamientos; los encargados de salud no cuentan con la especialización necesaria; la toxicidad de los tratamientos y las mayores tasas de reincidencia.

La mayoría de los cánceres infantiles se pueden curar con medicamentos genéricos y con tratamientos de otros tipos, como la cirugía, la quimioterapia y la radioterapia, por lo que se requieren de esfuerzos mundiales para combatir este flagelo, en especial en las naciones en desarrollo.

El 8 de octubre pasado, la OMS anunció la iniciativa WHO Global Initiative for Childhood Cancer, que busca aumentar 60 por ciento las posibilidades de sobrevivencia de los niños con cáncer para 2030; así como aumentar la capacidad global y local para mejorar prácticas y cuidados.

Mediante esta iniciativa, la OMS apoyará a los gobiernos para evaluar sus actuales capacidades en el diagnóstico y tratamiento del cáncer, además de que se buscará que el combate a la enfermedad sea integrado a las estrategias nacionales y esquemas de seguridad social.

De acuerdo con especialistas, en la lucha contra el cáncer infantil es necesario contar con sistemas de datos oncológicos a fin de tener una idea general sobre la incidencia de la enfermedad en distintas partes del mundo, sin embargo, no todos los países de ingresos bajos y medios cuentan con estos registros.

Otro reto para las autoridades sanitarias es el tratamiento y atención complementaria que requieren los sobrevivientes de cáncer infantil, debido a las secuelas de largo plazo que podrían enfrentar los menores.

 

 

Ver más

Cáncer de mama y leucemia en niños, de los más comunes en México

El cáncer de mama y cérvix en mujeres, el de próstata en hombres y la leucemia en niños, son los más comunes entre la población mexicana, según confirman los primeros datos de la Red Nacional de Registro de Cáncer en México presentados este lunes.

Alejandro Mohar, titular de la Comisión Coordinadora de Institutos Nacionales de Salud y Hospitales de Alta Especialidad (CCINSHAE), lamentó que de los casos más comunes solo haya un 60 % de supervivencia.

“Quisiéramos que la supervivencia alcanzara entre el 80 % y el 85 % pero desafortunadamente los casos se siguen detectando en etapas muy tardías“, señaló Mohar a Efe.

El registro, que acumula ya 12,109 casos, recaba la información de nueve ciudades que concentran el 10 % de la población y se espera que a finales de este 2019 se incluyan por lo menos otras dos para alcanzar al menos el 11 % de la representación nacional.

La idea es que esta base de datos arroje información sobre la frecuencia y distribución de casos de tumores malignos del país, así como dar seguimiento a los pacientes, la supervivencia y la mortalidad.

Registro de pacientes

Mohar señaló que las ciudades donde ya funciona el registro, llamadas centinela, son Acapulco, Campeche, Guadalajara, Hermosillo, La Paz, Mérida, Tijuana, Toluca y Ciudad de México, aunque en el registro de manera preliminar solo están los datos de cinco de ellas.

En ellas se realiza el registro de pacientes con algún tipo de cáncer de acuerdo con la metodología de un Registro de Base Poblacional, en apego a estándares internacionales, determinados por la International Agency for Research on Cancer (IARC).

Entre los principales datos que ha arrojado este registro preliminar están que el 62 % de los casos que se han registrado son de mujeres, mientras que el 30,8 % del total de casos llegan sin saber en qué etapa clínica se encuentran.

La doctora Alejandra Palafox, coordinadora general de la Red Nacional de Registro de Cáncer, explicó que con la metodología que se está utilizando se toman en cuenta 29 variables, las cuales son válidas mundialmente.

“Esto permitirá que sean reconocidas a nivel internacional“, expresó.

En ese sentido, Mohar manifestó que una vez recabada la información de 2019, el país espera ser considerado para formar parte del Global Cancer Observatory (Globocan), la base estadística de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

El registro, que comenzó a funcionar formalmente desde 2016, requiere un presupuesto anual de 35 millones de pesos (1,84 millones de dólares), el cual esperan que sea garantizado por la Ley del Registro Nacional de Cáncer.

En tanto, la Secretaría de Salud, la CCINSHAE y el Instituto Nacional de Cancerología (Incan) firmaron un convenio para garantizar la continuidad de la red.

Abelardo Meneses, director del Incan, resaltó la importancia de contar con un registro como este, pues aseguró que servirá para obtener elementos suficientes con sustento y fundamento epidemiológico para fortalecer el sistema de salud.

“La información recabada servirá para aumentar el acceso a los servicios de tamizaje, diagnóstico, tratamiento terapéutico, clínico, quirúrgico, rehabilitación y cuidados paliativos“, afirmó.

Ver más

Medicina personalizada, aliado en atención del cáncer

La medicina personalizada permite hacer un tratamiento acorde a la necesidad del paciente y resulta ser un gran aliado en la atención del cáncer, señaló el doctor Max Sarachaga.

 En entrevista, el especialista explicó que una vez que el cáncer se presenta se requiere del tratamiento y manejo sofisticado para que el pronóstico del paciente sea el mejor posible.

En el cáncer colorrectal se realiza una prueba genética del ADN del tumor para predecir la eficacia del tratamiento en cada paciente, comentó Sarachaga, principal ponente en la Cumbre de Excelencia Médica 2019, celebrada el 5 y 6 de abril en Playa del Carmen, Quintana Roo.

En el encuentro que reunió a casi 250 oncólogos y hematólogos de todo el mundo, se presentaron los más novedosos avances en los esquemas en el manejo, tratamiento y diagnóstico de la leucemia, mieloma múltiple y el cáncer colorrectal.

Detalló que cuando los cánceres hacen metástasis y migran a otras partes del cuerpo, los huesos son el lugar preferido para alojarse, implicando que el paciente presente complicaciones óseas y requiere de tratamiento especial.

Estas complicaciones pueden presentarse como fracturas, compresión de médula espinal y dolor, para lo cual la empresa farmacéutica Amgen cuenta con un medicamento biotecnógico que permite retrasar la aparición de las mismas, añadió.

Respecto a la creación del nuevo registro nacional de cáncer, el doctor expresó que es un tema de interés para todos los actores del sistema de salud, ya que en México se cuenta con muy pocos datos sobre ello.

El registro permite que se tomen las acciones pertinentes para hacer las inversiones necesarias que permitan una oportuna atención de los pacientes, ya que esta enfermedad se presenta en personas mayores de 65 años y la pirámide poblacional está cambiando rápidamente, añadió.

Max Sarachaga Subrayó que los centros de investigación con los que cuenta México son instituciones muy sólidas, de tercer nivel para atender pacientes oncológicos, pero son insuficientes.

Dijo que la infraestructura tiene que crecer rápidamente, con una visión holística del problema, contemplando todos los recursos debido a que no hay oncólogos suficientes, ni hematólogos y tampoco camas, porque en un futuro se tendrá un mayor número de casos.

El cáncer puede ser prevenido con acciones que modifiquen las conductas de las personas, es decir, eliminar el consumo del tabaco, consumir alcohol de forma moderada, tener una dieta sana y evitar el sedentarismo; la diabetes y obesidad también son factores de riesgo.

El diagnóstico temprano es un gran aliado en esta enfermedad, ya que permite que la sobrevivencia incremente, además se cuentan con técnicas precisas para hacerlo.

Advirtió que en caso de presentarse signos de alerta como cansancio extremo, moretones o pérdida de peso de forma inexplicable se debe consultar al médico.

Ver más

Con hábitos saludables se puede prevenir el cáncer

Según datos de la OMS, entre el 30 y el 50% de cánceres se pueden evitar si se reducen los factores de riesgo

El cáncer es la tercera causa de muerte en México, con 12% de todas las defunciones, es por esto que el Colegio Mexicano para la Investigación del Cáncer (CMIC) nos da algunas recomendaciones para prevenir este padecimiento.

Entre las principales neoplasias se encuentran el cáncer de pulmón, de mama, colorrectal, próstata y estómago; se estima que cada año se registran 190 600 mil nuevos casos (85.6 mil en hombres y 105 mil en mujeres). De acuerdo con datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), entre el 30 y el 50 por ciento de los cánceres se puede evitar, por lo que es necesario reducir los factores de riesgo y aplicar algunas estrategias preventivas con base científica.

También te puede interesar: Cancer Warrior México lucha por apoyo a padres de familia con un menor diagnosticado con cáncer

La investigación que se lleve a cabo es fundamental, ya que en los últimos años ha permitido identificar la existencia de factores ambientales y genéticos que propician el desarrollo de cáncer, y pese a que la mayoría de los casos están directamente relacionados con estilos de vida no saludables como el tabaquismo, el alcoholismo y la inactividad física, es importante hacer averiguaciones, ya que se puede lograr también un mejor manejo de la enfermedad.

Los siguientes hábitos podría ocasionar cáncer:

Tabaquismo. Fumar es el factor de riesgo evitable que por sí solo provoca más muertes por cáncer en todo el mundo (aproximadamente el 22% de las muertes anuales por esa causa). En 2004 se atribuyeron al tabaquismo 1,6 millones de los 7,4 millones de muertes por cáncer.

El humo del tabaco provoca muchos tipos de cáncer distintos, como los de pulmón, esófago, laringe (cuerdas vocales), boca, garganta, riñón, vejiga, páncreas, estómago y cuello del útero. Alrededor del 80% de la carga de cáncer de pulmón puede atribuirse al tabaquismo como única causa.

Mala alimentación: Existe un nexo entre el sobrepeso y la obesidad -por un lado-, y algunos tipos de cáncer, como el de esófago, colon y recto, mama, endometrio y riñón. Las dietas ricas en frutas y hortalizas pueden tener un efecto de protección contra muchos tipos de cáncer.

Por el contrario, el consumo excesivo de carnes rojas y en conserva está asociado a un mayor riesgo de contraer cáncer colorrectal. Además, unos hábitos alimentarios saludables que previenen el desarrollo de tipos de cáncer asociados al régimen alimentario contribuyen también a reducir el riesgo de enfermedades cardiovasculares.

Consumo de alcohol: El consumo de alcohol es un factor de riesgo para muchos tipos de cáncer, como los de boca, faringe, laringe, esófago, hígado, mama, colon y recto. El riesgo de cáncer aumenta con la cantidad de alcohol consumida. El riesgo que supone beber en exceso para varios tipos de cáncer (como los de la cavidad bucal, faringe, laringe y esófago) aumenta notablemente si el bebedor también es un fumador.

La fracción atribuible al alcohol en el caso de determinados tipos de cáncer relacionados con su consumo varía según se trate de hombres o mujeres, sobre todo por las diferencias en el nivel medio de consumo.

Falta de actividad física: Una actividad física regular y el mantenimiento de un peso corporal saludable, junto a una dieta sana, reducirán considerablemente el riesgo de contraer cáncer. Incluso, el CMIC considera que deberían ponerse en práctica políticas y programas nacionales para promover una mayor conciencia y reducir así la exposición a los factores de riesgo, además de asegurarse de que las personas reciban la información y el apoyo que necesitan para adoptar estilos de vida saludables.

Ver más

Presentan la Red Nacional de Registros de Cáncer en México

INCan y Secretaria de Salud, firman Carta de Intención para asegurar que la dependencia federal continuará con el apoyo al Proyecto

Actualmente se cuenta con el 10.86 por ciento de cobertura de los casos estándares aceptados por la Agencia Internacional de Investigación Oncológica (IARC), y la Organización Mundial de la Salud (OMS) para figurar a nivel internacional

Oncologia.mx .- Con el objetivo de que cada estado cuente con la infraestructura y las políticas públicas necesarias para tratar los diferentes tipos de cáncer, presentaron oficialmente la Red Nacional de Registros de Cáncer en México (RNRC), la cual, proporcionará de manera eficaz y precisa, un panorama detallado sobre la situación de ésta patología en México, y que actualmente afecta en mayor proporción a las mujeres, con cáncer de mama y de cuello uterino.

Este estudio será un insumo de información indispensable para que especialistas y autoridades tomen decisiones de políticas públicas enfocadas en programas de prevención, detección temprana y un control eficiente del cáncer.

La RNRC se conforma de ocho ciudades centinela: Acapulco, Campeche, Guadalajara, Hermosillo, La Paz, Mérida, Tijuana y Toluca; el registro se realiza de acuerdo a estándares internacionales, determinados por la IARC (International Agency for Research on Cancer). Además, se cuenta con un manual de procesos y procedimientos que garantiza la operación uniforme en todas las ciudades centinela.

El presídium lo conformaron el Dr. José Luis Alomía Zegarra, Director General de Epidemiología, en representación del Dr. Hugo López-Gatell Ramírez, Subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, el Dr. Alejandro Mohar, Coordinador de Institutos Nacionales de Salud y Alta Especialidad, el Dr. Abelardo Meneses García, Director General del Instituto Nacional de Cancerología, la Dra. Alejandra Palafox, Coordinadora del Registro Nacional de Cáncer y el Maestro Alfredo Cantú, Director Ejecutivo del Patronato del INCan.

Durante su participación, el Dr. Abelardo Meneses comentó que se ha trabajado desde hace algunas décadas en el tema del Registro del Cáncer desde el punto de vista histopatológico, sin embargo, era necesario saber más acerca de la incidencia, la prevalencia, la mortalidad de esta enfermedad, y fue así como decidieron comenzar con los registros de base poblacional.

“Un pilar muy fuerte es el registro de cáncer en base poblacional, para ser representado se requiere de un registro del 10 por ciento del total de la población y contar con los criterios que la agencia internacional de registro de cáncer establece, y de esta manera, México está situado dentro de los países que tienen calidad en la atención de la información de los casos de cáncer que se presentan en este país”, señaló Meneses.

“Por primera vez vamos a aparecer en el mapa internacional de registros de cáncer, es un compromiso que teníamos y hoy se viene cristalizando”, añadió.

Por su parte, la doctora Alejandra Palafox expuso el organigrama del proyecto, así como la cobertura que se tiene, correspondiente al 10.87 por ciento de la población; con lo que se pueden establecer estándares aceptados por la Agencia Internacional de Investigación Oncológica (IARC), y la Organización Mundial de la Salud (OMS). Sobre las ciudades centinela, explicó que se decidieron después de estudiar todos los modelos, y que las ciudades que quieran integrarse a la RNRC, tienen que ser evaluadas bajo ciertos criterios, entendiendo que deberían contar con un recurso humano para ofrecer un tratamiento integral a los pacientes.

En este Registro, “las variables que se utilizaron fueron 29, con el objetivo de cumplir con los criterios internacionales, y son 11 las validaciones establecidas por organismos internacionales para garantizar la calidad de la información”, comentó la doctora Palafox.

Los resultados preliminares que dio a conocer, arrojaron 12,109 casos recolectados, entre los cuales se puede apreciar que la mayoría de los pacientes llegan en etapas avanzadas, y en mayor proporción mujeres, como en el caso de cáncer de mama o de cérvix, y esto representa el 41 por ciento; siendo en hombres más común el cáncer de próstata y en niños la leucemia.

Entretanto, el Maestro Alfredo Cantú, reconoció la labor del INCan y el esfuerzo que ha implementado todo el equipo que conforma la Registro Nacional de Cáncer en este proyecto.

“Ha sido un gran esfuerzo y los resultados asombrosos, que permiten tener al Instituto Nacional de Cancerología como el eje rector del cáncer en nuestro país”, señaló Cantú.

El Dr. Alejandro Mohar consideró que este es un evento histórico y felicitó a todo el equipo de trabajo por la realización de esta red, recalcando que llevan 22 años en este trabajo, por lo que es importante que se pueda contar con el presupuesto anual para la continuidad de este censo.

“Recordarán que cuando se aprobó la ley no hubo recursos, ahora sí, lo que quiero es que se normative jurídicamente”, puntualizó el Dr. Mohar.

Y bajo este tenor, la presentación oficial sirvió de marco para que el Instituto Nacional de Cancerología INCan, en colaboración con la Secretaría de Salud, firmaran una Carta de Intención para asegurar que la dependencia federal continuará con el apoyo al Proyecto de Red Nacional de Registros de Cáncer (RNRC); aunando con ello la colaboración del IMSS para el registro completo de la población con cáncer, y así poder reflejar la situación real de esta importante patología a nivel nacional. Entre los asistentes a la presentación, se encontraban diferentes especialistas y directivos de hospitales, farmaceuticas y fundaciones relacionadas al cáncer.

Ver más

Juntos Contra el Cáncer por el mejoramiento del entorno de los pacientes con cáncer

Juntos Contra el Cáncer es el primer movimiento a nivel nacional que busca conectar a la sociedad civil organizada que trabaja día a día para mejorar el entorno de los pacientes con cáncer en México

Uniendo esfuerzos para impulsar que el cáncer sea una prioridad para la agenda pública y lograr que deje de ser una de las principales causas de muerte en nuestro país, nace este Movimiento denominado Juntos Contra el Cáncer.

Para el cumplimiento de esta meta, este proyecto ha logrado contar con el respaldo de organismos internacionales como la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Unión Internacional Contra el Cáncer (UICC), siendo esta última promotora del acceso universal al mejor tratamiento en tiempo y forma para el cáncer, alineados a la iniciativa global “Tratamiento para Todos”.

 “Tratamiento para Todos” (“Treatment for All”) es el nombre de una campaña de promoción y defensa, la cual hace un llamado a la comunidad mundial de lucha contra el cáncer a reducir las desigualdades en el acceso a los servicios de tratamiento y cuidado del cáncer a nivel global por medio de la defensa de cuatro pilares clave:

 Mejorar la calidad de los datos sobre cáncer para un uso efectivo de la sanidad pública

Aumentar el número de personas con acceso a la detección temprana y a un diagnóstico adecuado del cáncer

Ofrecer un tratamiento oportuno y de calidad para combatir la enfermedad en todos los estadios, tanto en tempranos como en metastáticos

Garantizar a todos, acceso a servicios mínimos de apoyo y de cuidados paliativos

En 2018, Juntos Contra el Cáncer formó parte de los tres Campeones que se unieron a “Tratamiento para Todos” para implementarla en México, asesorados directamente por la UICC, los otros Campeones Nacionales que acompañaron esta primera etapa fueron Indonesian Cancer Foundation, Indonesia y Uganda Cancer Society, Uganda.

 Este 2019 la UICC dio a conocer la lista de los 17 Campeones Nacionales de diferentes países del mundo que se unirán a “Tratamiento para Todos” y recibirán acompañamiento y orientación técnica y personalizada de la UICC y de las tres primeras organizaciones que se sumaron a esta campaña como Juntos Contra el Cáncer.

Este trabajo paralelo les permitirá unir a la sociedad civil organizada de cada país, identificar conjuntamente las prioridades en materia de promoción y defensa, alineados a los cuatro pilares de la campaña, así como trabajar de manera colaborativa con el gobierno para abordar las desigualdades en sus respectivos contextos y países. Con todo ello, los Campeones Nacionales, se convertirán en líderes globales del movimiento “Tratamiento para Todos”.

“En Juntos Contra el Cáncer, promovemos el acceso universal al mejor tratamiento en tiempo y forma para el cáncer, es por lo que nos fue tan franco alinear los puntos de nuestro manifiesto a la iniciativa global “Tratamiento para Todos” de la Unión Internacional Contra el Cáncer.  Y ahora nos da la oportunidad de intercambiar experiencias con otras organizaciones en el mundo que estamos seguros enriquecerán nuestra labor en México”, señaló Adela Ayensa, Directora General de Salvati, organización fundadora del movimiento Juntos Contra el Cáncer.

Ver más

El Incan analizará genética de supervivientes de cáncer

Especialistas presentan registro y estadísticas sobre los pacientes mexicanos que han logrado vencer esa enfermedad desde 2014.

Ver más

La policía entrena a perros para detectar el cáncer de próstata con el olfato

Se adiestra a los animales para que puedan señalizar muestras de orina de pacientes que presentan compuestos procedentes del metabolismo de células cancerígenas.

Ver más

Hormona para potenciar la quimioterapia frente al cáncer de pulmón La adición de folistatina m

La adición de folistatina mejora la eficacia de la quimioterapia frente al cáncer de pulmón y previene el daño renal asociado al tratamiento.

Ver más

El cáncer testicular es cada vez más frecuente en los hombres jóvenes

El cáncer testicular ocurre con la mayor frecuencia en los hombres jóvenes, y deben conocer las señales de la enfermedad, enfatiza un urólogo.

El cáncer testicular es relativamente raro (este año en Estados Unidos se diagnosticarán unos 9.000 casos nuevos), pero es el cáncer más comúnmente diagnosticado en los varones de 15 a 40 años.

Es una enfermedad muy tratable, sobre todo cuando se diagnostica temprano, según un especialista en el cáncer testicular, el Dr. Aditya Bagrodia, profesor asistente de urología en el Centro Médico del Suroeste de la Universidad de Texas, en Dallas.

"La vergüenza sobre los síntomas e incluso la confusión con enfermedades de transmisión sexual pueden evitar que algunos hombres jóvenes busquen ayuda médica cuando la enfermedad está en su etapa más temprana y más curable", señaló Bagrodia en un comunicado de prensa del centro médico, informó HealthDay News.

Las señales de cáncer testicular incluyen una hinchazón indolora o una masa más o menos del tamaño de un guisante o de una canica en un testículo, una sensación de pesadez en el escroto, un dolor leve en la ingle o el escroto, y sensibilidad o crecimiento del pecho.

Sólo alrededor de un 10 por ciento de los pacientes tienen dolor en los testículos. Si el cáncer se propaga a otras partes del cuerpo, los pacientes pueden desarrollar dolor de espalda, inflamación de los ganglios linfáticos del cuello, dificultades para respirar, dolor en el pecho o tos.

Los hombres que tienen un riesgo alto de cáncer testicular deben realizar un autoexamen mensual. Los factores incluyen a los antecedentes familiares de cáncer testicular, antecedentes personales de cáncer testicular, un testículo no descendido al nacer, y la esterilidad, explicó Bagrodia.

"El diagnóstico a una edad temprana puede significar la diferencia entre una sencilla cura quirúrgica y tener potencialmente que someterse a quimioterapia, radiación y cirugías múltiples", añadió.

Ver más

Suman esfuerzos AGEO y Grupo RETO para concientizar sobre el cáncer de mama

Con obra de teatro sensibilizan a la ciudadanía sobre esta afección

Como parte de las acciones que permitan la detección oportuna del cáncer de mama, el Gobierno de Oaxaca a través del Archivo General del Estado (AGEO) en colaboración con la asociación civil RETO presentaran el viernes 25 de enero la obra de teatro titulada “Como si fuera el último día”, que busca sensibilizar a la ciudadanía sobre esta enfermedad que afecta anualmente a 1 millón 38 mil mujeres.

En el marco del Día Naranja, el AGEO se suma a la importante tarea de dar a conocer información relacionada con esta enfermedad y la necesidad de implementar acciones para su detección oportuna.

De acuerdo con cifras de la Organización Mundial de la Salud (OMS), cada año se registran aproximadamente 458 mil decesos por cáncer de mama, enfermedad de mayor incidencia entre la población femenina; por eso mediante el uso de artes escénicas relacionadas con la actuación como el teatro, el AGEO y el Grupo RETO promueven la concientización sobre esta afección y las acciones preventivas para detectarla.

La puesta en escena estará a cargo del grupo de teatro RETO, asociación civil con 35 años de experiencia, que buscan crear conciencia de autoexploración para la detección oportuna de cáncer de mama y así lograr la recuperación integral de las pacientes.

En la obra “Como si fuera el último día” cada una de las protagonistas inspirará a las y los asistentes a luchar contra este padecimiento, al compartir testimonios que dan fe de las adversidades que pasaron para superar esta enfermedad.

Las personas podrán disfrutar la puesta en escena “Como si fuera el último día” el viernes 25 de enero, a las 11:00 horas, en el Auditorio del Archivo Histórico del AGEO. La entrada es libre por la calle Ignacio Pérez esquina 21 de Marzo, a un costado del Bosque del Deporte, Parque “Las Canteras”, Santa María Ixcotel, Santa Lucía del Camino, Oaxaca.

Ver más

Más de 300.000 mujeres murieron de cáncer cervical en 2018

Casi todos los casos están relacionados con el virus del papiloma humano, la infección más común del tracto reproductivo.

Aproximadamente 311.000 mujeres en todo el mundo murieron de cáncer cervical durante 2018, y más del 85 por ciento de estas muertes se dieron en países de ingresos bajos y medios, según datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

El cáncer cervical es, con mucha diferencia, la enfermedad más común relacionada con el virus del papiloma humano (VPH). Casi todos los casos de este tipo de tumor pueden atribuirse a una infección por el VPH, la infección viral más común del tracto reproductivo. La infección con ciertos tipos de VPH causa además una gran proporción de cánceres de ano, vulva, vagina, pene y orofaringe, que se pueden prevenir con estrategias de prevención primaria similares a las del cáncer cervical.

El VPH se transmite sexualmente, pero no se requiere sexo con penetración para la transmisión: el contacto genital piel con piel también es un modo de transmisión. Aunque la mayoría de las infecciones por VPH se resuelven por sí mismas y la mayoría de las lesiones precancerosas se resuelven espontáneamente, existe un riesgo de que la infección se convierta en crónica y dichas lesiones precancerosas progresen a cáncer cervical invasivo.

El cáncer cervical tarda entre 15 y 20 años en desarrollarse en mujeres con sistemas inmunitarios normales. Solo pueden pasar de 5 a 10 años en mujeres con sistemas inmunitarios debilitados, como aquellas con infecciones por VIH no tratadas.

En todo el mundo, el cáncer cervicouterino es el cáncer más frecuente en mujeres, con un estimado de 570.000 casos nuevos en 2018, que representan el 7,5 por ciento de todas las muertes por cáncer en mujeres. La tasa de mortalidad por cáncer de cuello uterino a nivel mundial se sitúa en 6,9 por cada 100.000 habitantes en el último año.

En los países desarrollados, existen programas que permiten que las niñas se vacunen contra el VPH y que las mujeres se realicen pruebas de detección regularmente. El cribado permite identificar lesiones precancerosas en etapas en las que se pueden tratar fácilmente. El tratamiento temprano previene hasta el 80 por ciento de los cánceres cervicales en estos países. En los países en desarrollo, el acceso a estas medidas preventivas, sin embargo, es "limitado", advierte la OMS. El cáncer cervicouterino a menudo no se identifica hasta que ha avanzado más y se desarrollan los síntomas. Además, el acceso al tratamiento de dicha enfermedad en etapa tardía (por ejemplo, cirugía de cáncer, radioterapia y quimioterapia) puede ser "muy limitado", lo que resulta en una mayor tasa de muerte por cáncer cervical en estos países.

Recomendaciones de la OMS

La OMS recomienda un enfoque integral para la prevención y el control de este tipo de cáncer. El conjunto de acciones recomendado incluye intervenciones a lo largo del curso de la vida. "Debe ser multidisciplinar, incluyendo componentes de educación comunitaria, movilización social, vacunación, detección, tratamiento y cuidados paliativos", detallan.

En niñas de 9 a 14 años, recomiendan la vacunación contra el VPH. En todo el espectro de niños y adolescentes, aconsejan dar información sanitaria y advertencias sobre el consumo de tabaco, realizar una educación sexual adaptada a la edad y cultura, promover el uso de preservativos, o la circuncisión en el caso de los niños.

La prevención primaria comienza con la vacunación contra el VPH de niñas de 9 a 14 años, antes de que se vuelvan sexualmente activas. Otras intervenciones preventivas recomendadas para niños y niñas, según corresponda, son la educación sobre prácticas sexuales seguras, la promoción y provisión de preservativos, advertencias sobre el uso del tabaco, que a menudo comienza durante la adolescencia y que es un factor de riesgo importante para el cáncer cervical y otros tipos de cáncer; y la circuncisión masculina.

Por su parte, señalan que en las mujeres que son sexualmente activas deben ser examinadas para detectar células cervicales anormales y lesiones precancerosas a partir de los 30 años de edad. Si es necesario el tratamiento de alguna displasia para extirpar células o lesiones anormales, se recomienda la crioterapia (la destrucción del tejido anormal en el cuello uterino mediante la congelación). En el caso de que haya signos de cáncer cervical, las opciones de tratamiento para el cáncer invasivo incluyen cirugía, radioterapia y quimioterapia.

Ver más