¿Qué es el VPH?


VPH son las siglas para referirse al virus del papiloma humano (o HPV en inglés). Los VPH son un grupo de más de 150 virus relacionados. A cada variedad de VPH en el grupo se le asigna un número, lo que es llamado tipo de VPH. Los VPH son llamados virus del papiloma debido a que algunos tipos de VPH causan verrugas o papilomas, los cuales son tumores no cancerosos. Sin embargo, se sabe que algunos tipos de VPH son causantes de cáncer, especialmente cáncer de cuello uterino o cervical (la base de la matriz en la parte superior de la vagina).

Los virus del papiloma son atraídos a ciertas células del cuerpo que son las únicas en las que pueden vivir; estas son las células epiteliales escamosas. Estas células se encuentran en la superficie de la piel, así como las superficies húmedas de la piel (referidas como superficies mucosas) como:

• vagina, ano, cuello uterino, vulva (sección alrededor del lado exterior de la vagina)

• interior del prepucio y uretra en el pene

• interior de la nariz, boca, garganta

• tráquea (vía principal respiratoria), bronquios (vías menores respiratorias que derivan de la tráquea)

• interior de los párpados

De las más de 150 cepas (variedades) de VPH conocidas, alrededor de 3 de 4 (75%) de estos tipos son cutáneos debido a que causan verrugas en la piel. El lugar en donde surgen estas verrugas incluye brazos, pecho, manos y pies. Estas son verrugas comunes y no son del tipo genital.

El otro 25% de los tipos de VPH son considerados VPH de tipo mucoso. El término “mucoso” se refiere a las membranas mucosas del cuerpo o las capas superficiales húmedas que cubren los órgano s y las cavidades del cuerpo que están expuestas al exterior. Por ejemplo, la vagina y el ano tienen una capa de mucosidad húmeda. Los VPH mucosos también son referidos como VPH de tipo genital (o anogenital), ya que a menudo afectan el área anal y genital. Los VPH mucosos (o genitales) prefieren las células escamosas húmedas que se encuentran en esta área. Estos tipos de VPH por lo general no crecen en la piel ni partes del cuerpo que no sean las superficies mucosas.

Tipos de VPH genitales de bajo riesgo

Los tipos de VPH que tienden a causar verrugas y no cáncer se conocen como tipos de bajo riesgo. Los tipos de VPH genitales de bajo riesgo pueden causar verrugas en forma de coliflor en o alrededor de los genitales y el ano tanto en hombres como en mujeres. En mujeres, puede que las verrugas surjan en lugares donde no siempre puedan notarse, como en el cuello uterino y la vagina. Este tipo de verruga genital se llama condiloma acuminado y es causado con más frecuencia por el VPH-6 o el VPH-11. Las infecciones con los tipos de VPH de bajo riesgo también pueden causar cambios de bajo grado en las células, los cuales no se transforman en cáncer tanto como los cambios más graves (de alto grado; el grado describe cómo difieren las células que han cambiado de las células normales).

Tipos de VPH genitales de alto riesgo

A los tipos de VPH que suelen causar cáncer se les llama tipos de alto riesgo. Estos tipos han sido asociados con cánceres tanto en hombres como en mujeres. Además, estos tipos pueden causar cambios de bajo grado y de alto grado en las células, así como precánceres. Los médicos se preocupan más por los cambios de alto grado y los precánceres, ya que éstos tienden a transformarse en cánceres con el paso del tiempo. Entre los tipos de VPH comunes de alto riesgo se incluye:

  • VPH-16.
  • VPH-18
  • VPH-31
  • VPH-33
  • VPH-35
  • VPH-39
  • VPH-45
  • VPH-51
  • VPH-52
  • VPH-56
  • VPH-58
  • VPH-59
  • VPH-68

Verrugas y cáncer causados por diferentes tipos de VPH

En resumen, los tipos de VPH genitales de bajo riesgo pueden causar verrugas genitales y cambios de bajo grado en las células, pero pocas veces causan cáncer. Por otro lado, los tipos de VPH genitales de alto riesgo pueden causar cambios de bajo y alto grado, precáncer y cáncer.

A continuación presentamos un diagrama que muestra los diferentes grupos de VPH y los problemas que cada grupo puede causar.

Masde50tiposdevph

¿Cómo se contrae el VPH genital?

El virus del papiloma humano (VPH) genital se transmite principalmente mediante el contacto directo de piel a piel durante el sexo vaginal, oral o anal. No se propaga a través de la sangre o fluidos corporales. Las infecciones son muy comunes poco tiempo después que una persona comienza a tener relaciones sexuales con una o más parejas.

Con más frecuencia, el virus se transmite de una persona a otra durante el coito en las relaciones sexuales. Es posible que se transmita mediante el contacto genital sin coito, aunque esto no es común. Por otro lado, se ha reportado la transmisión de algunos tipos de VPH genitales mediante el contacto oral-genital y al tocar los genitales con las manos. Y puede que haya otras formas de infectarse con el VPH que aún se desconozcan. Por ejemplo, puede que se dé el contagio a través de besos profundos o al compartir juguetes sexuales.

La transmisión del virus de una madre a un bebé durante el parto es poco común, pero también puede ocurrir. Cuando ocurre, puede causar verrugas (papilomas) en las vías respiratorias (tráquea y bronquios) y los pulmones de los bebés, lo cual es referido como papilomatosis respiratoria. Estos papilomas también pueden crecer en la laringe, lo que se conoce como papilomatosis laríngea. Ambas infecciones pueden causar complicaciones de por vida.

El VPH genital no se contrae al:

• Usar inodoros

• Abrazar o al tomarse de la mano

• Nadar en la piscina (alberca) o jacuzzi

• Tener un antecedente familiar hereditario de la enfermedad

• Compartir alimentos o utensilios

• No tener cierto nivel de higiene

¿Cuáles son los factores de riesgo del VPH genital?

Factores de riesgo para las mujeres

  • Tener muchas parejas sexuales.
  • Tener una pareja que haya tenido muchas parejas.
  • Tener menos de 25 años de edad.
  • Comenzar a tener relaciones sexuales a una edad temprana (16 años o menos).
  • Tener como pareja sexual a un hombre que no esté circuncidado (que su prepucio no haya sido extirpado). Los hombres que con prepucio son más propensos a contraer y mantener la infección con el virus del papiloma humano (VPH) y transmitirlo a sus parejas sexuales. Las razones de esto aún no han sido determinadas.

Factores de riesgo para los hombres

  • Tener muchas parejas sexuales.
  • No estar circuncidado (que no se sometieron e una extirpación del prepucio). Los hombres que han sido circuncidados tienen una probabilidad menor de contraer y permanecer infectados con el VPH. Los hombres con prepucio son más propensos a contraer una infección por VPH y transmitirla a su pareja. Las razones de esto aún no se han determinado. La circuncisión no protege por completo contra la infección con el VPH; los hombres que están circuncidados aún pueden contraer el VPH y transmitirlo a sus parejas.

¿Se puede prevenir el VPH genital?

Evitar completamente el contacto de las áreas de su cuerpo que se pueden infectar con el virus del papiloma humano genital (VPH) (como la boca, el ano, y los genitales) con aquellas de otra persona podría ser la única manera de prevenir infectarse con el VPH. Esto significa no tener sexo vaginal, oral ni anal, pero también significa evitar el contacto de esas áreas con la piel de otra persona.

Para aquellas personas que son jóvenes y que no han comenzado a tener sexo o que no han sido infectadas con el VPH, recibir una de las vacunas disponibles contra el virus puede prevenir la infección con algunos tipos del VPH.

Tener menos parejas sexuales y evitar las relaciones sexuales con personas que han tenido muchas parejas sexuales ayuda a disminuir el riesgo de una persona de exponerse al VPH genital.

El uso del condón puede ayudar a proteger contra la infección por VPH genital, aunque el VPH puede que esté en partes de la piel que no estén cubiertas por el condón. Además, los condones tienen que usarse todo el tiempo, desde el comienzo hasta el final de la actividad sexual. El virus se puede transmitir durante el contacto sexual directo de piel a piel antes de que el condón sea colocado. Además los condones masculinos no protegen toda el área genital, especialmente las áreas genitales de las mujeres. El condón femenino cubre más de la vulva en las mujeres, pero no ha sido estudiado muy detenidamente para determinar su capacidad para proteger contra el VPH. No obstante, los condones son muy útiles en la protección de otras infecciones que se pueden transmitir a través de la actividad sexual.

Por lo general es imposible saber quién está infectado con el VPH genital, y este virus es tan común que incluso estas medidas no garantizan que una persona no se contagiará. Aun así, estas medidas pueden ayudar a reducir el número de veces que una persona se expone al VPH.

Si usted descubre que está infectado con el VPH genital, puede que quiera informar a su pareja. Dígale que el VPH es un virus muy común y que la mayoría de la gente que tiene sexo contraerá el virus. La mayoría de las personas no sabe que tiene el virus. De saberlo, normalmente no saben cuándo lo contrajeron ni quién se los transmitió.

¿Cuáles son los síntomas del VPH?

Por lo general, la infección por el virus del papiloma humano genital no presenta síntomas, a menos que sea un tipo de VPH que cause verrugas genitales. Las verrugas genitales pueden presentarse dentro de varias semanas o meses después del contacto con una pareja que tiene el VPH. Puede que las verrugas aparezcan también años después de la exposición, aunque esto ocurre pocas veces. Por lo general, las verrugas lucen como pequeñas protuberancias o grupos de protuberancias en el área genital. Pueden ser pequeñas o grandes, planas o prominentes, o en forma de coliflor. Si no son tratadas, las verrugas genitales pudiesen desaparecer, permanecer y no cambiar o aumentar en tamaño o en número. No obstante, pocas veces las verrugas se convierten en cáncer.

La mayoría de las personas nunca sabrá que tienen VPH, ya que no presentan síntomas. En la mayoría de las personas, el sistema inmunológico ataca el virus y elimina la infección por VPH dentro de 2 años. Esto es cierto tanto para el tipo de alto riesgo, como para el de bajo riesgo del VPH. Sin embargo, algunas veces, las infecciones por VPH no son eliminadas. Esto puede causar cambios celulares que con el transcurso de muchos años pueden desarrollar cáncer.

¿Se puede tratar el VPH?

No existe tratamiento para el virus en sí. Sin embargo, la mayoría de las infecciones por el virus del papiloma humano genital (VPH) desaparece con la ayuda del sistema inmunológico de la persona, usualmente en el lapso de 2 años.

Aunque el VPH en sí no puede ser tratado, los cambios celulares causados por una infección con VPH pueden ser tratados. Por ejemplo, las verrugas genitales pueden ser tratadas. Los cambios celulares precancerosos causados por el VPH se pueden encontrar mediante pruebas de Papanicolaou y ser tratados. Además se pueden tratar los cánceres de cabeza y cuello, cuello uterino, los anales y los genitales.

¿Cuál es la diferencia entre la prueba del Papanicolaou y la del VPH?

Una prueba del Papanicolaou se utiliza para detectar cambios celulares o células anormales en el cuello uterino (estas células anormales pueden ser precáncer o cáncer, aunque también pueden ser otras cosas). Las células se obtienen mediante cepillado o raspado ligero del cuello uterino. Se procesan y luego se observan con un microscopio para ver si las células son normales o si se pueden observar cambios en ellas. La prueba de Papanicolaou es una excelente prueba para encontrar células cancerosas y células que se pudieran convertir en cáncer.

El virus del papiloma humano (VPH) es un virus que puede generar cambios en las células del cuello uterino. La prueba del VPH detecta el virus y no los cambios en las células. La prueba puede hacerse durante la misma vez en que se lleva a cabo la prueba del Papanicolaou , con la misma escobilla algodonada o con otra adicional. No notará diferencia en su examen si se somete a ambas pruebas. Una prueba de Papanicolaou junto con una prueba del VPH (lo que se conoce como “prueba conjunta”) es la manera preferida para la detección temprana de los precánceres y los cánceres de cuello uterino en las mujeres de 30 años o más.

La FDA aprobó una prueba de VPH ADN para usarse sin una prueba de Papanicolaou para detectar cáncer de cuello uterino. Actualmente, la Sociedad Americana Contra El Cáncer está considerando la evidencia que respalda el uso de esta prueba para la detección y podría realizar actualizaciones a sus guías de detección en 2015. Otras pruebas (que podría incluir una prueba de Papanicolaou ) serían necesarias si se detecta el VPH.

¿Qué significa si da positivo en la prueba del VPH?

Si usted contrae una infección con el virus del papiloma humano (VPH) en el cuello uterino y la prueba de Papanicolaou presenta un resultado anormal, su médico o enfermera le explicará qué otras pruebas podría necesitar.

Por otro lado, si usted presenta una infección con el VPH en el cuello uterino y el resultado de la prueba de Papanicolaou es normal, esto significa que tiene el VPH genital, pero no se observaron cambios celulares en su prueba de Papanicolaou . Existen dos opciones:

  • Es muy probable que a usted le hagan nuevamente la prueba del VPH y una prueba de Papanicolaou en 12 meses.

    En la mayoría de los casos, al realizar nuevamente una prueba a los 12 meses se obtiene un resultando que indica que el virus desapareció.

    Si el virus desaparece y la prueba de Papanicolaou es normal, usted puede regresar a las pruebas rutinarias.

    En caso de que aún haya presencia del virus o se observen cambios en la prueba de Papanicolaou , usted necesitará más pruebas.
  • Como otra opción, el médico puede sugerir pruebas específicamente para el VPH-16 o para ambos, -16 y -18 (los dos tipos que con más probabilidad causan cáncer de cuello uterino).

    Si las pruebas muestran que usted tiene VPH-16, -18, o ambos, se necesitarán más pruebas.
  • Si la prueba no muestra que hay infección con VPH-16, VPH-18, o ambos, usted debe hacerse nuevamente una prueba del VPH y una prueba de Papanicolaou en 12 meses.

Normalmente no es posible saber cuándo una persona contrajo una infección por VPH, ni quién se la transmitió. El VPH puede desarrollarse de inmediato o hasta varios años después. La mayoría de los hombres y las mujeres con VPH no sabe que lo tienen.

Si el VPH desaparece, ¿se puede contraer de nuevo?

Existen muchos tipos del VPH. Puede que tenga uno que desaparezca, aunque puede que contraiga otro tipo diferente. Es posible contraer el mismo tipo de nuevo, aunque el riesgo para esto es bajo.

Lo que todos deben saber del VPH

  1. Las siglas VPH significan Virus del Papiloma Humano y afecta a hombres y mujeres sin importar su preferencia sexual.
  2. Los virus del papiloma humano son llamados así debido a que algunos tipos de ellos causan verrugas o papilomas, los cuales son tumores no cancerosos.
  3. Se estima que 7 de cada 10 personas que han tenido relaciones sexuales se han contagiado al menos una vez en su vida de algún tipo de VPH.
  4. Antiguamente se creía que el virus sólo podía causar cáncer en las mujeres, pero en la actualidad se sabe que está relacionado con cáncer orofaríngeo, cáncer del ano y cáncer de pene en los hombres.
  5. En el mundo, alrededor del 50% de los afectados por el virus son hombres.
  6. Como su nombre lo indica se trata de un virus. Los virus son organismos muy pequeños (la mayoría incluso no se puede ver con un microscopio común) que no se pueden reproducir por sí solos. Éstos tienen que entrar en una célula viviente, la cual se convierte en la célula anfitriona, y "secuestra" el mecanismo celular para producir más virus.
  7. El tiempo de incubación de este virus es de 4 ó 5 meses, esto quiere decir que una persona que se contagió no va a tener ningún síntoma en los primeros 4 ó 5 meses.
  8. Es fácilmente trasmisible o contagioso.
  9. Es la enfermedad de transmisión sexual más frecuente.
  10. Se calcula que en el mundo existen 660 millones de personas infectadas.
  11. Los virus pueden entrar al cuerpo a través de las membranas mucosas, como la nariz, la boca y los revestimientos de los ojos o de los genitales. Además, pueden entrar a través de la piel y cualquier abertura en ella.
  12. Una vez dentro del organismo, los virus encuentran el tipo específico de célula (célula epitelial) anfitriona para originar una infección. Estos virus son atraídos a las células epiteliales escamosas y sólo pueden vivir en éstas. Ningún tipo de VPH puede crecer en otras partes del cuerpo.
  13. Las células epiteliales escamosas son células delgadas y planas. Se encuentran en la superficie de la piel y en superficies húmedas, como la vagina, el ano, el cuello uterino (la base de la matriz en la parte superior de la vagina), la vulva (alrededor del exterior de la vagina), la cabeza del pene, la boca, la garganta, la tráquea (la vía principal de respiración), los bronquios (vías más pequeñas de respiración que se ramifican en la tráquea), y los pulmones.
  14. La infección por VPH esencialmente es una enfermedad de transmisión sexual.
  15. La transmisión mediante contacto genital sin penetración (sin coito) no es común, pero puede ocurrir. Por otro lado, la transmisión de algunos tipos de VPH genitales es posible y se ha reportado mediante el contacto oral-genital y al tocar los genitales con las manos.
  16. La transmisión del virus de una madre a un bebé durante el parto es poco común, pero puede ocurrir. Cuando esto sucede, puede causar verrugas en las vías respiratorias (tráquea y bronquios) y los pulmones de los bebés, llamadas papilomatosis respiratorias.
  17. Existen aproximadamente 200 tipos de VPH. A cada variedad en el grupo se le asigna un número, lo que es llamado tipo de VPH.
  18. De las 200 variedades de VPH conocidas, alrededor de 60 tipos causan verrugas en la piel, como en los brazos, el pecho, las manos y los pies. Éstas son las verrugas comunes. Los otros 40 tipos son virus mucosales; el término "mucosal" se refiere a las membranas mucosas del cuerpo o las capas húmedas que cubren los órgano s y las cavidades que están expuestas al exterior.
  19. La vagina y el ano tienen una capa húmeda superior. Los tipos de VPH mucosales también son llamados virus tipo genital (o anogenital), ya que a menudo afectan el área anal y genital. Los virus mucosales prefieren las células escamosas húmedas que se encuentran en esta área. No crecen en la piel.
  20. Cerca de 35 tipos de VPH se identifican en lesiones benignas y malignas del tracto anogenital tanto en hombres como en mujeres.
  21. El tipo 16 es el más prevalente de los VPH cancerígenos (también se llaman oncogénicos), responsable de más de la mitad de los tumores de cáncer.
  22. El papilomavirus tipo 18 está involucrado en el 20% de los tumores de cáncer.
  23. Los VPH también se encuentran relacionados con el desarrollo de tumores malignos en ano, vagina, vulva, pene y cavidad oral.
  24. Los estudios de citología, que incluyen a la prueba de Papanicolaou , se utilizan para detectar lesiones precancerosas, pero no para detectar infecciones por virus del papiloma humano.
  25. Antes se creía que los hombres sólo eran portadores y no tenían ningún riesgo de desarrollar alguna enfermedad oncológica; actualmente se sabe que este virus en hombres puede causar cáncer de pene, de ano y de boca.
  26. El VPH genital usualmente no causa síntomas, a menos que sea de un tipo que ocasione verrugas genitales. Estas verrugas pueden presentarse dentro de varias semanas o meses después del contacto con una pareja que tiene el virus.
  27. Resulta menos común que las verrugas genitales se presenten años después de la exposición al virus. Por lo general, cuando se presentan (4 ó 5 meses después de haberse contagiado) lucen como una pequeña protuberancia o grupos de protuberancias en el área genital. Pueden ser pequeñas o grandes, planas o prominentes, o en forma de coliflor. Si no son tratadas, algunas veces desaparecen, otras veces permanecen y no cambian o aumentan en tamaño ni en número.
  28. Rara vez estas verrugas se convierten en cáncer, sin embargo sí se han registrado algunos casos.
  29. La mayoría de las personas nunca sabrá que tienen VPH, ya que no presentan síntomas y sus sistemas inmunológicos inactivan el virus.
  30. En alrededor del 90% de las personas, el sistema inmunológico del cuerpo elimina la infección con el virus dentro de 2 años. Esto sucede con los tipos de virus de alto riesgo y con los de bajo riesgo.
  31. Algunas veces, las infecciones con el VPH no son eliminadas, esto puede causar cambios celulares que con el transcurso de muchos años pueden derivar en una enfermedad oncológica.
  32. Los tipos de virus que se consideran de alto riesgo para desarrollar células malignas son: VPH-6, VPH-11, VPH-16, VPH-18, VPH-31, VPH-35, VPH-39, VPH-45, VPH-51, VPH-52, VPH-58.
  33. No existe tratamiento para el virus en sí.
  34. Aunque el virus no puede ser tratado, sí existe tratamiento para las afectaciones que causa.
  35. La única manera de prevenir verdaderamente el contagio es no tener sexo vaginal, oral ni anal, pero también significa evitar el contacto de esas áreas con la piel de otra persona.
  36. Los principales factores de riesgo del VPH genital son: tener muchas parejas sexuales, tener menos de 25 años de edad, comenzar a tener relaciones sexuales a una edad temprana (16 años o menos).
  37. Incluso las mujeres que sólo han tenido una pareja sexual pueden infectarse con el VPH. Esto es más probable en mujeres que: tienen una pareja que ha tenido numerosas parejas sexuales diferentes. Tienen una pareja masculina que no ha sido circuncidado (los hombres que no han sido circuncidados tienen una mayor probabilidad de infectarse con el virus y de trasmitirlo a sus parejas), las razones para esto no están claras.
  38. En resumen, los tipos de VPH de bajo riesgo pueden causar verrugas genitales y cambios de bajo grado en las células, pero rara vez se desarrollan células cancerígenas. Por otro lado, los tipos de VPH de alto riesgo pueden causar cambios de bajo y alto grado, precáncer y cáncer.
  39. El cuello uterino conecta el cuerpo del útero con la vagina (el canal por donde nacen los bebés). Los cambios en el cuello uterino son con frecuencia causados por una infección con el VPH. De hecho, casi todos los cánceres de cuello uterino (más del 99%) están relacionados con este virus. De estos casos, alrededor del 70% son causados por los tipos 16 ó 18.
  40. Casi todos los cánceres de cuello uterino están asociados con el virus del papiloma humano, aunque la mayoría de las infecciones genitales con este virus no causan cáncer en esa zona.
  41. La mayoría de las personas que dan positivo al VPH genital darán negativo en una prueba futura, a menudo dentro de 6 a 12 meses. Los científicos aún no están seguros si esto significa que el sistema inmunológico de una persona ha destruido todo el VPH o si sólo ha suprimido la infección a un nivel extremadamente bajo (demasiado bajo como para ser detectado mediante pruebas).
  42. Si incluso unas pocas células del cuello uterino aún tienen el VPH, es posible que éste se vuelva activo nuevamente si el sistema inmunológico se debilita mucho.
  43. Los cambios en las células del cuello uterino pueden ocurrir repentinamente muchos años después de haber sido contagiado por el virus. Puede que estos cambios sean de bajo grado o de alto grado. Este retraso ayuda a explicar cómo una mujer podría presentar cambios en las células del cuello uterino después de muchos años de pruebas normales de Papanicolaou y sin una nueva pareja sexual.
  44. Si las células cervicales permanecen infectadas con el VPH, el virus puede causar que las células cambien y se vuelvan precancerosas.
  45. A los posibles cambios celulares precancerosos vistos en una prueba de Papanicolaou se les llama ASC (células escamosas atípicas) y SIL (lesiones intraepiteliales escamosas).
  46. Los cambios de las células en el cuello uterino ocurren muy lentamente. Normalmente toma más de diez años para que estos cambios se conviertan en cáncer.
  47. Algunas veces es posible que un tipo de VPH desaparezca, sin embargo siempre existe la posibilidad de que contraiga otro tipo de virus diferente. Es posible contraer el mismo tipo de virus de nuevo, aunque el riesgo para esto es bajo.
  48. Si tiene el VPH y además presenta anomalías en el resultado de su prueba de Papanicolaou , será necesario realizarse más pruebas que su médico le indicará.
  49. Si tiene el VPH y el resultado de la prueba de Papanicolaou es normal, esto significa que tiene el virus, pero no se observaron cambios celulares en su prueba. Es muy probable que a usted le tengan que hacer nuevamente estas pruebas en 12 meses.
  50. Si el virus desaparece (ambas pruebas son negativas), su médico le indicará regresar a las pruebas rutinarias. En caso de que aún haya presencia del virus o se observen cambios en la prueba de Papanicolaou , usted necesitará más pruebas.
  51. La mayoría de las mujeres que tienen el VPH y un resultado normal en la prueba de Papanicolaou presentan una probabilidad muy baja de desarrollar células precancerosas que requieran ser tratadas dentro del próximo año. Solamente 4 de cada 100 de estas mujeres pudieran necesitar tratamiento para cambios celulares.
  52. La mayoría de las mujeres que tienen VPH y un resultado normal de la prueba de Papanicolaou ya no tendrá más VPH al hacerse nuevamente la prueba 6 meses después (alrededor de 60% o 60 de cada 100). Además, muchas otras no tendrán el virus después de 12 ó 18 meses.
  53. Actualmente hay dos vacunas disponibles que evitan el contagio de ciertos tipos de VPH y algunas de las formas de cáncer que están relacionadas con estos tipos del virus. La vacuna es preventiva no curativa.
  54. En México el esquema gratuito de vacunación incluye 2 dosis de vacunas a niñas de 9 a 11 años.
  55. Para que funcione mejor, se debe aplicar una de las vacunas contra el VPH antes de cualquier tipo de contacto sexual con otra persona. Ambas se administran como vacunas en una serie de tres dosis dentro de un periodo de 6 meses.
  56. No es necesario hacerse una prueba para VPH antes de aplicarse la vacuna, ni se recomienda. Un resultado positivo de esta prueba no indica qué tipos de virus están presentes. Incluso después de la infección con un tipo de VPH, la vacuna podría aún prevenir otros tipos de infecciones con el virus. Un resultado negativo de la prueba no indica si usted ha tenido el virus en el pasado que ya no tiene.
  57. En la mayoría de los casos, el cáncer de cuello uterino se puede prevenir incluso sin una vacuna. Las pruebas de detección que se realizan según las guías de la Sociedad Americana Contra el Cáncer y con el seguimiento apropiado previenen la mayoría de los casos de esta enfermedad, aunque no todos.
  58. Es importante acudir al médico cuando se detecte alguna lesión (verruga) en cualquier parte del cuerpo.
  59. Actualmente los hombres están más infectados por el virus que las mujeres.
  60. El preservativo (condón) no protege totalmente contra el virus, ya que el contagio se da cuando se juntan piel con piel.

 


Fuente: Sociedad Americana Contra el Cáncer

http://www.cancer.org/espanol/servicios/tratamientosyefectossecundarios/efectossecundariosemocionales/el-vph-y-las-pruebas-para-el-vph-about-hpv


Creado: 2019-02-05 09:22:34
Última vez actualizado: 2019-03-19 15:08:57